Carrito de compras

Tu carrito de compras está vacío.

SEGUIR COMPRANDO

¿Qué es un jabón Syndet?: Beneficios y todo lo que debes saber de estos productos

by FOAMIE MÉXICO |

Los llamados productos Syndets son detergentes sintéticos (synthetic detergents), a los que también llaman popularmente jabones sin jabón. Estos jabones o productos limpiadores contienen agentes limpiantes con un pH muy parecido al de la piel humana, lo que evita que se altere la barrera protectora de la piel.

Esto hace que sean adecuados para usarse en las pieles delicadas y sensibles, actualmente la inmensa mayoría de geles limpiadores, son Syndets. Algunos de estos productos provocan más espuma que otros, pero generalmente menos que los jabones tradicionales, aunque suelen tener buenas propiedades emolientes y humectantes.

¿Por qué es importante utilizar Jabones Syndet?

La importancia de usar los jabones Syndet radica en que estos respetan el manto lipídico de la piel, lo que evita su degradación y daños que se producen con el uso diario de productos tradicionales.

Este es el motivo principal por lo que los jabones sin jabón o Syndet, están especialmente indicados para pieles sensibles o con tendencia a irritarse, agrietarse o descamarse.

¿Qué significa exactamente el término Syndet?

Los Syndet son surfactantes sintéticos y el término se refiere a la palabra en inglés synthetic detergent, lo que puede traducirse como detergente sintético.

Estos productos no provienen de grasas ni de aceites, contienen un pH más bajo que el de los jabones comunes y en ocasiones se les llama “jabón sin jabón”.

¿El jabón Syndet limpia la piel igual que los jabones tradicionales?

El comportamiento tanto de los jabones como de los demás productos catalogados como Syndets sobre la piel, dependerá de su estructura química. Puede que algunos sean más o menos agresivos, más o menos efectivos en lo que a la limpieza se refiere, pero lo en cuanto a si pueden producir más espuma o menos, esto es en función de si son: aniónicos, anfóteros o no iónicos

  • Aniónicos:

Son compuestos químicos surfactantes con carga negativa, en su extremo hidrófilo. Además son los más comúnmente usados para fabricar productos de limpieza en general, ya que son limpiadores muy potentes que tienen un poder super espumante y son muy económicos.

Son excelentes como ingredientes en la fabricación de lavavajillas, por ejemplo, pero si se usan para elaborar productos para limpiar la piel, bien sean: shampoos, jabones, acondicionadores, etc deberán usarse con cautela ya que pueden causar irritación en la piel, ya que son bastante agresivos e irritantes para la misma.

Los jabones y algunos Syndets son surfactantes aniónicos, entre estos últimos los más comúnmente  usados en productos dermatológicos son los sulfatos.

  • Anfóteros:

Los surfactantes anfóteros contienen carga positiva o negativa, esto dependiendo del medio en el que se encuentren. En estos compuestos la capacidad limpiadora es menor que en los aniónicos, así como también es menor la capacidad espumante.

Además tienen un coste elevado, pero contrariamente atenúan el efecto irritante de los tensioactivos aniónicos y por esto se emplean frecuentemente en formulaciones junto con esos últimos.

  • No iónicos:

Los no iónicos son muy buenos limpiadores, pero no son buenos espumantes. Se usan en productos para niños debido a su escasa agresividad.

¿Los Jabones Syndet, cuidan tu piel?

Los Syndet son la primera opción para realizar la higiene cutánea, la mayoría de productos de higiene cutánea son de por sí Syndets, aunque no lo diga la etiqueta o sencillamente diga: “gel de baño” o “gel de ducha”.

Sin embargo, existen algunas diferencias entre las cuales están:  

  1. Algunos son más irritantes que otros.
  2. Otros forman más espuma, aunque es importante recordar que esto no siempre se debe relacionar con el efecto limpiador; pues existen productos que aunque no fabrican mucha espuma pueden ser opciones excelentes para la piel, sobre todo en casos de piel sensible o de bebés.
  3. No todos son aptos para todo tipo de piel.
  4. El Syndet más irritante es SLS.
  5. Los más recomendados son los aniónicos.

Lo Syndets que se usan con más frecuencia son: el Lauril Sulfato de Sodio (SLS que proviene del inglés Sodium Lauryl Sulfate) y el Lauril Éter Sulfato Sódico (SLES del inglés Sodium Laureth Sulfate).  

Es muy fácil confundir a uno con el otro de estos dos elementos, ya que sus nombres son muy parecidos, aunque lo importante es que siendo ambos surfactantes aniónicos y tienen cierta capacidad irritante para la piel, también reviste importancia saber que el SLES se tolera mejor. Por esto, casi siempre se verá incluido en la mayoría de geles de baño y productos para pieles sensibles.

Otro aspecto importante en esta información es que hay productos destinados a pieles sensibles o a la higiene facial, suelen incluir surfactantes anfóteros que pueden atenuar el efecto irritante de los aniónicos.

Siendo los más usados:

  • Betaína de coco (coco betaine).
  • Betaína de cocamidapropilo (cocamidopropyl betaine) y
  • Disocioconfodiacetato de sodio (disodium cocoamphodiacetato).

Otros ejemplos son:

  • Cetyl betaine.
  • Disodium cocoamphodipropionate o
  • Lauroamphopropionate.

Estos compuestos aunque son más costosos, lo cual hace que los productos finales para pieles sensibles sean más caros, que los productos de higiene diaria convencionales; pero pueden verse como una buena inversión en cuanto a calidad.

Los surfactantes no iónicos producen menos espuma y se utilizan en productos para niños porque irritan poco. Esto es debido a que suelen contener surfactantes no iónicos, tales como:

  • Coco glucoside.
  • Lauryl glucoside o
  • Decyl glucoside.